Machu Picchu

El Machu Picchu es una ciudad inca de piedra construida en la cima de una montaña en el siglo XV. No se sabía nada de ella hasta el año 1.911 en el que Hiram Bingham, un tipo norteamericano que buscaba los últimos restos incas de Vilacamba, se la encontró por casualidad, por unos rumores de los pastores, como el que camina por la calle y se encuentra una cartera con 1000€ dentro. Parece que había algunas anotaciones antiguas sobre su existencia, pero no se le había hecho mucho caso.

Para llegar a las ruinas hay que coger un tren de Cusco a Aguas Calientes. Son 5 horas de un aburrimiento extremo porque no hay nada que ver. Luego de Aguas Calientes se puede coger un bus o subir andando hasta la ciudad perdida. El camino es una escalera empinada de piedra y se necesita 1 hora o 1 hora y media para llegar arriba. Sudado.

La primera impresión que he tenido al ver las ruinas es que son de mentira. Que alguien las ha puesto ahí de cartón-piedra para atraer al turismo, un port aventura. Las montañas de alrededor, la calma, todo parece irreal. Sin embargo es cierto, es de verdad, se pueden tocar las piedras y caminar por las calles.

Esperaba encontrar a 10 millones de personas, pero la verdad es que no estaba tan lleno como pensaba y pude disfrutar durante unas horas caminando entre las piedras y el césped verde e imaginar la vida en aquella época.

Uno de los misterios de las ruinas es saber porqué se abandonaron. Hay varias teorías: que si los españoles en la conquista se cargaron a todos como diversión para pasar la tarde del domingo; que si no había agua y se cambiaron de población; que si era la residencia del emperador Pachacútec y al morir perdió importancia; etc.

Cuando Zapatero estuvo en Bucarest por la cumbre de que pasa con Afganistán, hubo la foto del día que se publicó en todos los periódicos. En ella salía Zapatero sentado solo en una esquinita de la mesa en el descanso -la hora del patio- y estaba haciendo unas sopas de letras mientras detrás se veía al grupito de los guapos de la clase: George W. Bush hablando con la canciller alemana, Angela Merkel, y el secretario general de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer. También El Alto Representante para la Política Exterior y de Seguridad de la UE, Javier Solana, se une a la charla mientras le pide a Merkel si le puede dar un mordisco de su bocadillo, que el suyo se lo ha dejado en casa.

Cada periódico, según el signo político, analizaban el porqué de esta soledad: que si por la mala política de exterior; que si por alejarse de la derecha, etc, etc.

El único que dio la solución más coherente fue Iñaki Gabilondo en Cuatro que dijo “Zapatero estaba solo porque no sabe hablar inglés“. Así de sencillo.

Pues yo también tengo la solución más coherente del porqué del abandono de la ciudad: fue un problema de cambio generacional. Así de sencillo.

Al principio se juntaron unos cuantos hippies que hartos de vivir en ciudades desérticas como Pukara de Quitor o del estrés diario de las grandes ciudades como Cusco, decidieron ir a vivir al campo. Uno de ellos, Pachacútec, el lider ideológico, un día buscando setas, con su cestita de mimbre, encontró el prado encima de la montaña Machu Picchu y dijo “mira que sitio más tranquilo“. Se lo dijo a sus íntimos y se fueron para allí a empezar una vida de contemplación.

Durante varios años estuvieron felices, arrastrando piedras, construyendo sus casas, silvando y saludándose al verse por las calles.

El problema empezó cuando los hijos se hicieron adolescentes. De pronto las marías empezaron a hablar con los pepes.

-Pepe, cariño, noto al niño triste.
-Pues dile que se ponga a picar un poco de piedra que estamos a punto de terminar el Templo del Sol.
-Que no es eso, cariño, que el niño se aburre y dice que está cansado de bajar al río, una hora, y volver a subir, otra hora. Además está a punto de ir a la universidad y dice que allí la moda del taparrabo no se estila.
-Pues que se ponga uno de esos gorros de lana y un poncho de alpaca con dibujitos
-Es que eso todavía no lo han inventado, Pepe. Y que le falta intimidad, que esto está muy aislado.
-Si quiere intimidad que se esconda en el bosque. Joder con el puto niño.

Eso solo fue el comienzo, porque un virus parecido se extendíó por todas las casas. Que si en Vilacamba hay más ambiente, que si la ruta a Ollantaytambo es más fácil y el niño no necesitará 4 días por el camino Inca para llegar a casa después de la universidad, que si cargar con los libros de piedra es muy pesado y que ahora existe el papel, etc.

Así que finalmente poco a poco se fueron yendo, y Pachacútec llamándoles a todos cagones, “que no me podeis dejar ahora colgado“, y los otros, agachando la cabeza con la llama cargada de trastos “ya sabes como es la parienta, y a su niño no hay quien lo toque“.

El último en salir fue Pachacútec al verse solo. Antes de irse miró alrededor y pensó “¿y ahora que hago con esto?“, porque al ser de piedra no se le podía prender fuego, así que pensó en tocar el botón de autodestrucción. Cuando iba a hacerlo apereció por allí el visionario que ya conocimos en San Pedro de Atacama, el que parceló el desierto para el turismo futuro, que le dijo “no seas tonto, y déjalo, que ya verás como dentro de unos años esto se pone de moda. Y sino al menos se inventarán el Tomb Raider“. Y así fue.

Luego los españoles al enterarse que había algo allí arriba pensaron que era muy complicado el acceso, “y total para cuatro piedras“. Y el bosque se la comió hasta el año 1911.

Fotos aquí.

8 Comentarios

·

Deja un mensaje

  1. Buena teoría, yo creo que estaban hasta los huevos de tener que bajar a buscar a Pepe después de sus viajes de yaguasca…

    Impresionante, yo también pensaba que estaba a petar de gente! que envidia!

    Salute chavalote!

  2. Y que dicen en el Machi Pichu de lo que se ha descubierto haece poco? Resulta que no fue el estadounidense el que lo descubrió en 1911, sino que 40 años antes un aleman buscador de oro lo descubrio!

    Saqueo todo el oro que pudo y mas, incluso han encontrado mapas del machupichu echos por el aleman en el 1800 y pico…

    Era muy fuerte que algo asi no lo descubrieran hasta el siglo XX no?

  3. Imbecil el gallego, los que saquearon todo fueron sus antepasados, no se como sobrevivio usted en el Perú… los españoles tendrían que tener la entrada prohibida a America, malditos genocidas…

  4. Bravo Fabicio. Veo que te enseñaron a leer las palabras pero te saltaste la lección de compresión, y que eres un tío pacífico, con humor, y con un conocimiento total de la historia. Lo de que hayan pasado 500 años veo que no es suficiente.

    Si te molesta que personas como yo, que desean culturizarse y conocer las maravillas del mundo, sorprenderse ante ellas e incluso llegar a hacer algo de humor, deberías ir a un psicólogo para que te quitaran algo de los complejos que seguro debes tener.

    A los otros que lean esta entrada que no se asusten, puedo asegurar que los peruanos son muy buena gente, simpáticos y bromeaban conmigo con el hecho de ser español. Parece que los pocos subnormales que hay se dedican a escribir comentarios en mi blog.

  5. JAJAJAA,
    tienes razon amigo, tu blog es fantastico, y hay idiotas como yo que lo leemos, no fue mi voluntad ofenderlo, solo marcarle su error historico, a veces se me tuerce el paraguas… pero lo felicito y le pido disculpas, la ofensa me la guardo…

    Saludos, de Cusco o Cuzco, como quiera Ud.

  6. Como puedes ver por el título, es el viaje de un idiota, así que no hay que tomarlo muy en serio.

    Por supuesto acepto tus disculpas y te pido a la vez que no te ofendas con lo que he dicho.

    Gracias por leer el blog y felicidades por tu ciudad. Cusco es único.

  7. hola!
    no se como llegue aqui,a leer tu pàgina….pero me encanto y todo es muy lindo(fotos ,relatos,bromas,…)!!!.
    Soy peruana y ahora estudio en tu pais (madrid),y me dio mucho gusto que hayas concido las maravillas de mi tierra!.
    felicitaciones por todo!
    saludos!

Deja un comentario